Cómo proteger el protocolo familiar vía estatutaria

El pasado 10 de julio de 2018 se publicó en el BOE una Resolución de la DGRN de 26 de junio  en la que revocaba la calificación negativa del Registrador Mercantil de Valencia a inscribir una cláusula estatutaria.

La citada cláusula, acordada en junta universal por unanimidad de todos los socios, establecía una prestación accesoria  a cargo de los socios miembros de una familia, consistente en la obligación de cumplir  las disposiciones pactadas por los socios en un protocolo familiar, y se había elevado a escritura pública.

El Registrador fundamenta su negativa a la inscripción en que se infringe  el art. 86 de la LSC: (…) pues al consistir la prestación impuesta en el compromiso de cumplir las disposiciones pactadas en determinado protocolo familiar, se vulnera el carácter estatutario que expresamente se otorga a la prestación accesoria, que en absoluto puede crearse a través de un simple pacto al margen de los propios Estatutos.

Por su parte, la DGRN rechaza la anterior calificación del Registrador por, entre otros, los siguientes fundamentos:

– Existe la posibilidad de incluir en la escritura pactos entre socios, adjetivados en la práctica de «parasociales», que se fundamenta en la existencia de una esfera individual del socio diferenciada de la propiamente corporativa, de manera que, en el ámbito de la primera, puede llegar a establecer vínculos obligacionales con otros socios sobre cuestiones atinentes a la compañía, sin modificar el régimen estrictamente societario y al margen de él. La posibilidad de los mismos se encuentra reconocida de forma expresa en el vigente artículo 29 de la vigente Ley de Sociedades de Capital.

El protocolo familiar, que suele tener un contenido más amplio que el de los pactos parasociales, es definido –a los efectos de su acceso al Registro Mercantil– por el Real Decreto 171/2007, de 9 de febrero, como «aquel conjunto de pactos suscritos por los socios entre sí o con terceros con los que guardan vínculos familiares que afectan una sociedad no cotizada, en la que tengan un interés común en orden a lograr un modelo de comunicación y consenso en la toma de decisiones para regular las relaciones entre familia, propiedad y empresa que afectan a la entidad»

– En el presente caso –dejando al margen el hecho de que el protocolo familiar es aprobado por unanimidad de todos los accionistas en la misma junta general– la obligación en que consiste la prestación accesoria está perfectamente identificada mediante su formalización en la escritura pública que se reseña, de suerte que su íntegro contenido está determinado extraestatutariamente de manera perfectamente cognoscible no solo por los socios actuales que lo han aprobado unánimemente sino por los futuros socios que, al adquirir las acciones quedan obligados por la prestación accesoria cuyo contenido es estatutariamente determinable –ex artículo 1273 del Código Civil– en la forma prevista. Debe concluirse que la cláusula debatida es inscribible, por no rebasar los límites generales a la autonomía de la voluntad, por cuanto no se opone a las leyes ni contradice los principios configuradores de la sociedad anónima.

En resumen, este criterio de la DGRN supone una forma de blindaje del protocolo familiar salvando en parte las dificultades que existían en la práctica para garantizar el cumplimiento de los pactos parasociales o protocolos familiares entre los socios más allá de la exigencia de cumplimiento por vía contractual, reforzando la capacidad de vincular los pactos pasaociales al permitir la aplicación de medidas de carácter societario en caso de su incumplimiento.

Y su sociedad, ¿cuenta con Protocolo Familiar?

En este blog se ofrece una visión orientativa de los asuntos que se tratan, que no constituye una opinión profesional ni asesoramiento jurídico, por lo que declinamos cualquier responsabilidad sobre decisiones que puedan adoptarse basadas exclusivamente en su contenido. Si desea recibir más información, póngase en contacto con nosotros en la dirección de correo info@picossi.com, para realizar un análisis especifico de la situación, que tenga en cuenta todas las circunstancias.

 

Related Posts

Comments are closed.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies